Begin typing your search above and press return to search. Press Esc to cancel.
  /  Mundo Sobre Ruedas   /  ¿Así que quieres una moto?
Así que quieres una moto

¿Así que quieres una moto?

Por fin decidiste comprar una moto. Ya no te importa la opinión de tu familia o tu pareja; tú quieres tu motocicleta. Lo más seguro es que quieras una poderosa máquina para moverte en la ciudad, cosa que por lo regular suele ser un error. Por ello te damos una lista de lo que debes considerar para tu primera compra.

 

1.- Adquiere tu equipo básico de protección

Invierte en calidad de casco, chamarra, botas y guantes. Recuerda que lo que está en juego es tu vida

 

Así que quieres una moto

Infografía: Raymundo Ríos y Crystian Monto

2.- Aprende a manejarla

No nos referimos a que te enseñe a andar en ella tu tío o amigo. Aplícate con cursos de manejo para disfrutar tu compra y no padecerla.

 

Infografía: Raymundo Ríos y Crystian Monto

3.-Para qué la necesitas?

Tal vez solo quieres moverte en la ciudad, por lo que no necesitas una de alta cilindrada (en español: un motor más grande y potente). No te vayas por una que no puedas controlar o mantener en vertical para que sea tu primera motocicleta.

 

4.-Comienza con una básica

Incluso contempla que sea barata, que sea tu ‘novia de secundaria’ en tu curva de aprendizaje; será esa con la que caigas como tonto y dejarás ardiendo su clutch.

 

Así que quieres una moto

Infografía: Raymundo Ríos y Crystian Monto

 

5 Papeles en regla, un buen seguro y alto conocimiento del reglamento de tránsito

Esto además de ser una obligación cívica, te ayudará a no ser amedrentado por esos elementos de la autoridad que se quieran pasar de… Listos.

 

Infografía: Raymundo Ríos y Crystian Monto

 

6.-Tómate tu tiempo para acostumbrarte al vehículo

Para moverte como pez en el arroyo vial, mide el tamaño y peso de tu máquina. Poco a poco recortarás tiempo a tu recorrido diario.

 

Infografía: Raymundo Ríos y Crystian Monto

 

7.-No manejes con prisa

A horas pico, los autos se mueven a un promedio de 20 km/h. Si tú circulas máximo a 30 o 40 km/hr, llegarás más rápido y sin arriesgarte a lo wey.

 

8.-No seas una molestia para los autos

Es muy común ver cómo las motos van entre carriles, tocando el claxon o acelerando para que las dejen pasar. Solo entorpeces el tránsito el tránsito y fastidias a todo el mundo.

9.- Ponte trucha

En una moto vas más expuesto, por ello debes estar atento a los baches, topes, calles en reparación y claro, los autos que no están atentos a los motociclistas.

 

10.- Domínala y escálala

¿Ya eres un as? Entonces estás listo para escalar en la cilindrada. Una vez más pregúntate, “¿para qué la necesito?”. Si respetas los pasos del proceso, disfrutarás tu compra al 100%.

 

Con información de Ricardo Silverio