Begin typing your search above and press return to search. Press Esc to cancel.
  /  Autos   /  VW GOLF R, para descontrolados

VW GOLF R, para descontrolados

¿Eres fanático de VW? Te encantará ¿No lo eres? También lo hará, el lanzamiento más importante del año para la firma alemana tiene apellido R: rápido, rabioso y risueño. Tras varios años de espera, el Golf R cumplirá los caprichos que muchos mexicanos tenían guardados.

¿Quiénes son los ‘Vaguetos’? Dícese de aquel grupo de personas amantes del grupo VW (del alemán Volkswagen Aktiengesellschaft, abreviado como Volkswagen AG) y todo lo que derive de él. Se les puede encontrar a bordo de un GTI o de un VW Sedán discutiendo (perdón, presumiendo) al mundo tener el mejor coche que existe y a las pruebas se remiten.

Normalmente son aferrados y defienden sus ideales a capa y espada. Es admirable la forma en que conocen y se involucran con sus autos como si fuera un miembro más de su añorable familia. Difícilmente cambian de modelo durante toda su vida y se casan por completo con la marca, son los más fieles del mundo.

Sin entrar en polémicas, estos individuos son como los aficionados de ‘Los Yankees‘ de Nueva York o del Real Madrid en España, o los odias o los amas pero jamás pasaran desapercibidos, está en la biblia.

Personalmente no me considero uno de ellos pero debo confesar que guardo un especial cariño por una marca que ha creado modelos con una calidad mecánica sin precedentes, ahí está el Golf I GTI, el Golf IV R32 o el Passat W8 que aún nos hacen soñar despiertos. Claro que la marca también ha tenido sus claroscuros como el Phaeton o el escandaloso suceso del ‘Diesel-gate’.

¿Y cuándo llega? ¿Y cuándo llega?

Este cuestionamiento era el que los fanáticos de VW incurrían cada que ingresaban a un foro de autos en internet. El Golf R era un objeto del deseo para todo aquel amante de la ingeniería alemana y, sinceramente, era un sueño muy lejano. Recuerdo un viaje en Alemania hace 3 años donde tuve la oportunidad de manejar este modelo y aún tengo el recuerdo vivo.

Tras conducirlo en la pista de pruebas del grupo en Ehra-Lessien en Alemania, me acerqué a uno de los RP de la marca para cuestionarle sobre las posibilidades de que llegara a nuestro país, el hombre sólo sonrió, tomó algo de saliva y con una honestidad brutal me dijo: “Sinceramente lo veo muy difícil”.

Hoy, 3 años después, sé que la espera valió la pena. En cuanto se me notificó que el Golf R llegaría a nuestro país y que al mismo tiempo sería la portada que engalanaría este número, mis pulsaciones aumentaron y el recuerdo de aquel encuentro con él hizo que la alegría dominara mis emociones.

La extraordinaria impresión que me había dejado en esa oportunidad debería ser suprema y era hora de comprobarlo. Por un momento, y sólo por unas horas, experimenté lo que siente un ‘Vagueto’ cuando maneja, por primera vez, un modelo del grupo al cual esperaba con ansias. Amén

Controvertido

De entrada su precio levantará todo tipo de opiniones. El hecho de que supere los 650,000 pesos genera el primer cuestionamiento, ¿vale la pena gastar casi 200,000 más que un León Cupra por ejemplo? Si tomamos en cuenta que es más rápido en el 0 a 100 km/h y añade tracción en las 4Ruedas la respuesta es sí ¡aviéntate!

Si tu compra es más con la cabeza que con el corazón, podría decirte que por ese precio existen mejores opciones en el mercado (hatchbacks deportivos) y a un precio más contenido. No obstante, la relación costo/beneficio es alta ¿Por qué? Trataré de explicártelo de la manera más clara.

La calidad de acabados al interior es, por mucho, mejor que cualquiera de sus rivales. Mientras la presentación de materiales en el Golf R es prácticamente la de un Premium, en el Focus RS y en el Cupra es de Seat la calidad es menor.

A la par, el protagonista de este artículo se ofrecerá en México en una sola versión, por lo que VW ha decidido armarla hasta con los dientes. Un equipamiento bastante completo además de los detalles deportivos, le permiten (por lo menos) defender su alto precio.

Si tu compra es más emoción que sobriedad, debes saber que esta versión no es ni cerca la más potente de ese motor. Su manejo no es extremo ni te generará sensaciones al límite aunque debo advertirte que esto no le resta puntos, el Golf R es un hatchback veloz, cómodo y divertido; eso no lo hace menos.

¿Rápido? Rapidísimo

Imagina que metes en una licuadora gigante un Golf convencional y le sumas detalles deportivos, tracción integral y un potente motor 3.2 litros VR6. El resultado sería incomensurable, algo así como el primer Golf R32 Mk4, el abuelo del actual R.

El R32 fue uno de los mejores bólidos en la historia de VW. Nació en 2002 cuando el Golf de cuarta generación ya llevaba seis años de producción y aplicó la de “Hasta en los perros hay razas” para diferenciarse del GTI al añadir un paquete aerodinámico y una pintura azul específica.

Desde ese momento, cualquier Golf con apellido R tiene la obligación por añadidura de hacer sentir diferente a quien se ponga a bordo de él. Ahora, el más veloz de la familia Golf llega a México con un propulsor turbo de 2.0 litros con 290 bhp y 280 lb-pie de torque que le hace llegar de 0 a 100 km/h en 4.6 segundos.

Tan sólo estará disponible con transmisión automática de doble embrague (DSG) de 7 velocidades, lo cual me decepcionó ¡la caja manual hubiera sido una delicia! pero bueno, la potencia se distribuye en las cuatro ruedas gracias a un sistema de tracción integral 4Motion.

Está claro que el Golf R nació para ser veloz, es su principal anhelo y para ello sufrió de diversas modificaciones para lograr su cometido. Sus ingenieros ponderaron un mejor conducción en curvas y fomentar una mejor tracción por lo que la suspensión se endureció y el bloqueo electrónico de diferencial recibió una puesta a punto.

Palomita

Sin tener grandes dimensiones, es un auto con mucha personalidad. Es como aquel chaparrito que parece que no rompe un plato y a la mera hora tiene más hu… perdón más amigdalas que cualquier otro. Se ofrecerá únicamente en 3 puertas (detalle que a los puristas definitivamente les encanta).

La parrilla superior deportiva en color Piano Black con logo “R” y labio inferior en cromo es un referente de esta personalidad. Mismo caso del enorme techo corredizo panorámico con ajuste de altura que obligan a mirarlo sin distracciones. La fluidez de sus líneas laterales no permiten percatarse de la longitud total que permite un muy buen espacio en el habitáculo.

Al llegar a una curva, los faros LED con función de giro y luz de marcha diurna permanecen alineados con tus maniobras para iluminar los ángulos laterales, donde es crucial tener buena visibilidad. Los enormes rines de 19 pulgadas lo dotan de mayor personalidad.

Por dentro, la calidad de materiales y el buen espacio en la hilera trasera sorprenden de inmediato. Existe combinación de plásticos suaves y duros que se palpan de manera sumamente agradable. Por obvias razones y al ser tres puertas, el ingreso a los asientos posteriores es complicado, aunque nada que lamentar en demasía.

La consola es sobria, sin muchos elementos y advierte una enorme pantalla táctil de 8 pulgadas para el sistema de infoentretenimiento que se vuelve el mejor compañero de aventuras.

Cohete de bolsillo

El autódromo Miguel A. Abed, anclado en el municipio de Amozóc, en Puebla está pensado para llevar al límite a cuanto bólido se le ponga enfrente. Cuenta con un trazado mixto de 3.363 metros de longitud y un óvalo fuertemente peraltado de dos curvas y 2.010 metros

A nuestra merced, toda la pista para sacarle el mayor jugo posible. Al ser tracción integral, el aplomo que registar en curvas es evidente, y el reparto de par entre el eje delantero y el trasero nos sacó una sonrisa.

Es en modo RACE donde el auto se siente una feroz bestia, es donde más al límite lo podemos llevar, aunque no es un auto para un manejo extremo. La transmisión cumple no lo niego, sigo extrañando una manual pero puedes utilizar las levas tras el volante para no llorar. Al fiel estilo de la marca, el tacto del pedal es sumamente ligero, afortunadamente la sujeción de los asientos cumple a cabalidad.

Mención aparte es el gran trabajo del motor. La aguja sube dramáticamente de velocidad y el empuje del propulsor jamás se detiene. Las reacciones de este bólido son siempre en perspectiva, siempre ecuánimes cuando nuestro pie derecho está muy ansioso. Sorpende lo precisa que es la dirección y permite correcciones prácticamente imperceptibles.

El sonido es de un auténtico demonio, la salida cuádruple con los tubos perforados y de color ocre hicieron que mis pulsaciones aumentaran. Con lo anterior, el sonido del escape especial de titanio fabricado por el especialista esloveno Igor Akrapovic a pedido de VW se convirtió en música para mis oídos.

Conclusión

El Golf R es para todo aquel amante empedernido de VW, para esa persona que no le importa adelgazar su cartera por un capricho justificado. Un auto rápido, cómodo y divertido, con un manejo que no te lleva al límite pero que entretiene por donde se le vea; un cohete de bolsillo que hará las delicias de quienes les gusta sentir la potencia ‘in extremis’.

Equipamiento

Se ofrece en una sola versión con 7 bolsas de aire, bloqueo electrónico de diferencial deportivo, rines de aluminio de 19 pulgadas, sensores de estacionamiento delanteros y traseros, vestiduras en piel Vienna y techo corredizo panorámico.

¿Quién fue su abuelo? 

Fue el Golf más potente de la historia: el R32 de la cuarta generación Golf, que incorporaba un motor de 241bhp, se lanzó por primera vez en agosto de 2002. No sólo fue uno de los automóviles que más entusiasmo suscitó en la carretera, sino que su éxito de ventas fue notorio. Las ventas del R32 se triplicaron por encima de las primeras previsiones. Para su sucesor, las perspectivas son también excelentes.

 

Atención

Este deportivo destaca entre los demás debido a su alto rendimiento, potencia afinada, turbocompresión de excelente desempeño y 290 bhp que te llevarán de 0 a 100 km/h en menos de 5 segundos.

 

Ficha técnica

VOLKSWAGEN GOLF R

Precio $674,900

Motor: L4 de 2.0 litros

Potencia: 290 bhp @ 5,300 rpm

Torque: 380 lb-pie @ 6,200 rpm

Alimentación: inyección eléctronica directa TSI

Transmisión: DSG 7 vel.

Tracción: integral

Suspensión (del./tras): McPherson Deportivo/ Fourlink Deportivo

Frenos (del./tras.): disco ventilados / disco

Asistencias: 7 airbags, ABS, ESC, EPB

Tecnología: Bluetooth para telefonía y audio, aux-in, pantalla touchscreen

DIMENSIONES

Largo: 4,263 mm

Ancho: 2,027 mm

Alto: 1,465 mm

Distancia entre ejes: 2,626 mm

Peso: N/D

Llantas (del./tras.): N/D

PERFIL

NOMBRE: VW GOLF

VERSIÓN: R

AÑO MODELO: 2018

COMPETENCIA: Honda Civic Type R, Ford Focus RS y Seat León Cupra

 

TAMBIÉN PUEDES VER:

Mexicanos desperdician su vida en el tráfico