Begin typing your search above and press return to search. Press Esc to cancel.
  /  Autos   /  Prueba MB Clase A ¡un auto de película!
Mercedes Clase A

Prueba MB Clase A ¡un auto de película!

Las primeras pruebas con realidad virtual aparecieron en 1950. Ahora, 68 años después, la inteligencia artificial desarrollada por Mercedes-Benz llega a la nueva generación del Clase A con el firme propósito de convertir un simple traslado en una conexión 100% emocional.

Las nuevas tecnologías han cambiado la forma en que nos comunicamos con el entorno, y los autos no se han escapado del tema. ¿Cuál es el mejor forma para que un vehículo interactúe con sus conductores? Mercedes pensó en solventar ese dilema y tuvo el pretexto perfecto para mostrarlo al mundo con el lanzamiento de la nueva generación del Clase A.

Y es que…¡no podemos detener el mundo! Todo evoluciona y si existe un modelo que ha ido madurando con el paso del tiempo, ese es precisamente el más pequeño del portafolio MB. El Clase A nació en 1997 como un monovolumen y su orientación familiar le permitió tener bastantes adeptos desde que salió de la línea de producción.

Poco a poco, los monovolumenes fueron perdiendo su identidad y la marca decidió transformar al Clase A (a partir de su tercera entrega en 2012) en un pequeño compacto premium para robarle fans a los exitosos Audi A3 y BMW Serie 1. Fue, sin duda, la mejor decisión que haya podido tomar la compañía de la estrella.

 

El chico nice creció

Mercedes Clase A

Foto: 4Ruedas

Si lo ves de lado, creerás que estás ante el modelo que precede. No obstante (y aunque no lo parezca), es 12 centímetros más largo y de hecho es ligeramente más ancho, más alto y la distancia entre ejes es mayor lo que favorece la capacidad en cabina.

Seamos honestos, MB creció sus dimensiones para mejorar el confort, pero también porque sus principales rivales han ido aumentado sus proporciones en función de la comodidad que reclama el segmento juvenil al que va dirigido.

El frente es distinto, añade faros LED planos con elementos en cromo mientras que la parrilla, en posición más baja, presenta un logo más grande que le otorga mayor personalidad. Atrás, la cajuela sí ‘se puso las pilas’, tiene 20 cms más de anchura y casi 30 litros más de capacidad, aunque carece de llanta de refacción bajo el piso.

 

Por dentro ¡una maravilla!

Mercedes Clase A

Foto: 4Ruedas

¿Recuerdas lo complicado que era ingresar a la cabina en el modelo anterior? Ahora ya no lo es tanto, esos tres centímetros más de distancia entre ejes serán agradecidos por los ocupantes traseros, los cuales tienen un mejor desahogo para piernas y cabeza. Pero ¡epa! sigue siendo un compacto por lo que dos personas viajarán cómodamente en la hilera trasera, si decides meter a una tercera no habrá buenos resultados ya que la zona central es sumamente estrecha.

Adelante, la posición de mando y la visibilidad ha mejorado significativamente. Los recubrimientos de materiales y los acabados ahora sí van ad hoc con un auto premium.
Recuerdo haber dicho hace unos meses que el anterior Clase A era el ‘patito feo’ de los compactos de lujo en términos de calidad de materiales, hoy ya no lo es.

Si bien perpetúan con su orientación deportiva, los asientos son más cómodos y ahora son calefactables, tienen función de masaje y hasta son refrigerados. El mando giratorio en la consola ha desaparecido y ahora se ubica un touch pack más intuitivo y funcional para manipular el sistema de infoentretenimiento. En resumen, una cabina totalmente PREMIUM.

 

Clase A: el mejor amigo del hombre

Mercedes Clase A

Foto: 4Ruedas

¿Se puede hablar con él? ¿Es 100% funcional su función de voz? Se trata de un sistema muy similar a Siri de Apple o al asistente de Google. Todo en esta vida es perfectible y si bien con sólo decirle “Hey, Mercedes”, obedeció varias de las órdenes que le dimos (por ejemplo prender el A/C o cambiar la estación de radio), hubo otras más específicas que no detectó.

Esto fue mejorando con el paso de los días, ya que comenzó a registrar, por ejemplo nuestros destinos o las preferencias musicales, con lo cual el sistema logró marcar caminos o canciones que ya había memorizado previamente.

Recorrer (a manera de tablet) la pantalla central resultó bastante sencillo y práctico. Un aspecto que llamó poderosamente mi atención fue la opción de confort, donde se puede indicar si el trayecto es corto, mediano y largo. Ahí, el sistema ajusta el asiento y sus funciones dependiendo de la duración del viaje para que el conductor se sienta más cómodo.

Si bien el asiento del piloto tiene ajuste automático, el del copiloto es manual y, desde mi perspectiva, desentona un poco con la practicidad que emana al interior.

En cuanto a tu celular ¡adiós puertos USB! ¡Hola conexión Lightning! Tu smarthpone ya no se conecta vía USB sino directamente con la entrada principal del cable.

A la par, estamos ante el Clase A más seguro de la historia. fue dotado de varias cámaras y radares con un alcance de hasta 500 metros que se apoyan en los sistemas GPS. Además, añade un arsenal importante de asistencias entre las que se destacan el Active Distant Assist que controla la velocidad para mantener la distancia adecuada en ruta, y el Active Lane Change Assist, que auxilia a mantener y cambiar de carril en forma segura.

 

Confort

El motor elegido es un 1.4 litros turbo con desconexión automática de cilindros que tiene una respuesta bastante alentadora y va acorde con las dimensiones e intenciones del vehículo. No es el más dinámico ni nada que se le parezca, pero sorprende por su seguridad en rodada y por su refinamiento y uniformidad de marcha.

Da la sensación de que la suspensión se endureció, aunque el tacto del freno y la correcta fluidez cuando acelera ha mejorado sorpresivamente. La transmisión de siete velocidades coadyuva al buen comportamiento del propulsor, es bastante ágil y no sacrifica su consumo.

La calidad de construcción es evidente y el chasis es el vivo ejemplo. La distancia entre ejes y el mayor ancho de vías tenían la asignatura pendiente de otorgarle mejores credenciales…¡y lo logró! Esta nueva generación muestra mucho mayor aplomo, es más reactiva pero sin perder la calidad de marcha que la caracterizaba históricamente.

El tacto de la dirección es conciso, obedece con precisión a la menor provocación y se encuentra en el grado justo de asistencia. Por último y no por ello menos importante, la poca altura del vehículo favorece su paso en curvas pero dificulta en demasía su andar en topes o rampas, sobre todo si llevas a más de dos personas a bordo.

 

Conclusión

Esta nueva generación (a la cual se añadirá la versión sedán más adelante) se perfila como la mejor de toda su historia. El modelo ha evolucionado en todos los sentidos, ofrece una calidad de marcha evidente, tiene mayor espacio al interior y por si fuera poco transporta la inteligencia artificial de MB a otra dimensión. El Internet de las cosas comienza a migrar hacia los autos.

 

Ficha Técnica

MERCEDES BENZ CLASE A200

Precio: Desde $690,000

Motor: L4 de 1.3 de litros

Potencia: 163 bhp

Torque: 184 lb-pie

Alimentación: Inyección directa turbo intercooler

Transmisión: Aut. de 7 vel.

Tracción: Delantera

Suspensión (del./tras): McPherson con resorte helicoidal / Rueda tirada con elemento torsional

Frenos (del./tras.): Discos ventilados / De disco con ABS

Asistencias: 7 bolsas de aire, adaptative break, cámara de reversa, servofreno de emergencia

 

Atención

Los 64 colores de la iluminación de ambiente crean conceptos cromáticos en los difusores de ventilación, las puertas o el tablero de instrumentos. ¡Fascinante!