Desafortunadamente es hora de apagar los motores de 4Ruedas que durante 24 años recorrieron miles de kilómetros, pero no podíamos irnos sin agradecerte por todo el tiempo que fuiste nuestro copiloto en esta maravillosa aventura.